Cinque Terre

Irasema Rodríguez

Proceso y Metro, cuando golpear cuenta más que informar

El pasado 24 de diciembre el semanario Proceso publicó en su portal de internet una nota titulada “Carambola en autopista de OHL deja más de 5 muertos y más de 30 lesionados” para informar sobre el fatal accidente registrado en el Circuito Exterior Mexiquense, autopista concesionada a la citada empresa española.


Más allá de su responsabilidad de recabar datos sobre las víctimas de este percance o reportar a sus lectores el momento en que la vialidad fuera reabierta al público, para Proceso tuvo más importancia recalcar que la carretera de cuota fue construida y está a cargo de la constructora OHL, como si este factor influyera de alguna forma en el choque.


Cabe recordar que en los últimos siete meses OHL ha estado envuelta en un escándalo por presuntos actos de corrupción, y pese a que las investigaciones aún están en curso, Proceso entre otros medios de comunicación ya han determinado la culpabilidad del consorcio español.


Acaso por algunos comentarios de usuarios de redes sociales que advirtieron a Proceso de este sesgo informativo, a unas horas de publicada la nota, decidieron cambiar la cabeza por otra que decía “Choques en carreteras del Edomex y Tamaulipas dejan 9 muertos y más de 40 lesionados”. Es decir, sumaron al contenido original un reporte sobre otro en Tamaulipas, pero la intencionalidad hacia OHL se mantuvo en el cuerpo de la nota.


El lunes 28 de diciembre, se registró un nuevo accidente en el Circuito Exterior Mexiquense y Proceso insistió en su periodismo de consigna y cabeceó su nota así: “Nueva carambola en autopista OHL deja un muerto y 11 lesionados”; en el cuerpo recordó el primer percance del 24 de diciembre y subraya la autopista administrada por OHL es considerada de las más caras del país. En esta ocasión, el título no ha sido modificado. Por su parte, el reportero de Proceso, Jenaro Villamil, al compartir esta información en su cuenta de Twitter comenta “Autopista cara y peligrosa”. Es decir, para Proceso y sus colaboradores el que una autopista sea construida por una empresa determinada, la hace más peligrosa que otras.


Este martes, el periódico de nota roja Metro, perteneciente al Grupo Reforma, puso como título principal en su primera plana “¡Pista Maldita!” y se adjunta una fotografía de uno de los heridos en el accidente del día anterior en el Circuito Exterior Mexiquense. El periódico Reforma fue el encargado de detonar en mayo pasado el escándalo sobre OHL con la difusión de grabaciones y desplegados a plana entera.


Proceso y Metro se convierten así en expertos en peritajes de carreteras y determinan, a través de sus coberturas periodísticas sesgadas, que el grado de peligrosidad de las autopistas se mide en función de la empresa que las construye. La identidad y situación de los heridos en los accidentes poco importa cuando la consigna es golpear

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password