Cinque Terre

José Yuste

[email protected]

Analista financiero.

Comisiones: diagnóstico correcto, medicina pésima

Si usted tiene una gripe estacional, no es necesario llevarlo al hospital e internarlo en terapia intensiva. Si los bancos tienen un modelo que se va cargando hacia las comisiones, hay que hacerlos competir más, advertirle al usuario del sector financiero y hacer comparativos más fáciles para que el consumidor decida. Incluso, que las autoridades realicen políticas procompetencia para evitar que los bancos exageren en el cobro de comisiones.

Sin embargo, de ahí a prohibirles por decreto (o iniciativa de ley) el cobro de comisiones, hay diferencias. Porque se están atribuyendo facultades exclusivas del Banco de México. Además, están creando un recelo en el sector financiero que, al fin y al cabo, hoy presta y compite por otorgar créditos.

TOPES EN LUGAR DE COMPETENCIA

El diagnóstico del líder de la bancada de Morena en el Senado, Ricardo Monreal, es correcto: los bancos en México se pasan con comisiones elevadas. Pero la medicina que busca imponerles es, de verdad, exagerada. Y va más allá: el empezar a poner prohibiciones en lugar de incentivos, topes en lugar de competencia, imposiciones en lugar de soluciones dialogadas o por lo menos discutidas, se generan recelos.

Y claro que pesan. De por sí ya hay recelo desde hace un par de semanas con la cancelación del aeropuerto en Texcoco, donde no existe una razón económica para sepultarlo, sino razones políticas de “aquí mando yo”.

Los empresarios, de manera natural, empiezan a meditar más sus decisiones de inversión. Y ahora los bancos también van a reflexionar sobre su expansión. Ojo, para nada hablamos de dejar a los bancos que actúen con tasas de agio o exagerando el cobro de comisiones, pero una cuestión es dejarles que abusen y otra permitirles que compitan.

COBROS EN COMERCIOS, TRANSFERENCIAS, DISPOSICIÓN DE EFECTIVO

Insistimos, el diagnóstico de Monreal es correcto. Los bancos están basándose cada vez en el cobro de comisiones (la Condusef lo había advertido), pero la medicina prohibicionista genera incertidumbre en el sector financiero.

La iniciativa de Monreal, por cierto, retoma notas de dos buenas reporteras, como es Claudia Castro (de aquí, de la sección Dinero de Excélsior), así como de Jeanette Leyva (de El Financiero), y claro que ellas hacen bien su trabajo periodístico, pero no son creadoras de la iniciativa, para evitar malos entendidos. Monreal plantea cambios en la Ley para la Transparencia y Ordenamiento de los Servicios Financieros, así como modificaciones en la Ley de Instituciones de Crédito en materia de comisiones cambiarias.

En otras palabras, prohibiría el cobro de comisiones a comercios que no facturen un monto mínimo por el uso de la terminal en punto de venta; prohibiría comisiones por las transferencias interbancarias; por disposición de crédito en efectivo; por el mantenimiento de saldo mínimo para exentar manejo de cuenta o membresía. Desaparecería el cómputo de intereses moratorios dentro de los primeros cinco días hábiles luego del vencimiento del plazo límite de pago.

Además, obligaría al Banxico y a la CNBV a imponer tarifas para reducir, cada año, el cobro de comisiones por retiro y consulta de saldo a usuarios en operaciones interbancarias. Los bancos se pasaron cobrando comisiones. Era mil veces preferible crear un entorno de competencia, advertir al usuario, construir comparativos, pero no llegar a los topes y prohibiciones. Lo único que podría provocarse es que los bancos vean con recelo su futuro y… frenando su expansión y el crédito.

Y QUE LLEGA ADALBERTO PALMA A LA CNBV

Adalberto Palma es un viejo conocido del sector financiero. Ha dirigido un banco (Citibank) y fue de los primeros vocales independientes del IPAB (años donde ocupó un lugar de debate para recuperar lo que se pudiera del Fobaproa).

Después, fue de los que unió a la banca con capital mexicano en la Unifimex, que al final llegó a un arreglo con la Asociación de Bancos de México. Palma ha estado ligado a Alfonso Romo en las propuestas de banca de desarrollo. Y desde luego es positivo que alguien que conoce el sector financiero llegue como regulador en la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, que ha llevado Bernardo González, quien al último le tocó instrumentar la ley Fintech. Palma, como se ve, es muy activo y conoce bien el sector financiero.

DEL FMI A AMLO

La revisión anual que realiza el FMI, mediante su artículo IV, terminó con propuestas para el gobierno de López Obrador. Al FMI no le convencen las exenciones fiscales ni las tasas impositivas reducidas, como las que piensa López Obrador en la frontera norte. El organismo dice que traerán distorsiones fiscales. Considera que el IVA en combustibles (como gasolina) todavía puede elevarse para tener márgenes de ingresos. Y sobre Pemex, pide fortalecer sus finanzas, y hasta haberlo logrado, entonces invertir en refinación (como sería la Refinería de Dos Bocas). En fin, al FMI le preocupan las finanzas públicas.


Este artículo fue publicado en Excélsior el 9 de noviembre de 2018, agradecemos a José Yuste su autorización para publicarlo en nuestra página.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password