Cinque Terre

Fernando Mejía Barquera

Periodista y profesor-investigador de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México.

Frecuencias secretas

Hace unas semanas (etcétera, XI/08) expuse mi sorpresa ante el hecho de que la Cofetel hubiera determinado que en la porción del territorio nacional ocupado de manera conjunta por los estados de Campeche, Quintana Roo, Tabasco y Yucatán (aproximadamente 171 mil kilómetros cuadrados, más o menos 8.5% de la superficie de nuestro país) sólo hay espacio para 30 nuevas emisoras de FM.

30 frecuencias
Como se recuerda, el 6 de octubre de 2008, la Cofetel publicó en su portal la lista de poblaciones pertenecientes a los estados mencionados donde hay capacidad en el espectro radioeléctrico para instalar nuevas emisoras de FM. Según la Cofetel sólo habría sitio para instalar ocho nuevas estaciones de ese tipo en Campeche, seis en Quintana Roo, nueve en Tabasco y siete en Yucatán. Treinta emisoras en conjunto, muy pocas para un territorio tan grande. En aquella ocasión escribí que, en mi opinión, el dictamen publicado por la Cofetel no indica en realidad cuántas nuevas frecuencias de FM podrían operar en los cuatro estados (…), sino cuántas el gobierno considera adecuado u oportuno soltar de acuerdo a criterios o necesidades políticas, o bien como producto de alguna negociación con los concesionarios.

Información reservada
Con la finalidad de saber cómo fue que la Cofetel determinó que solamente había espacio para 30 nuevas estaciones de FM en el territorio que conjuntamente ocupan los cuatro estados, dirigí a ese organismo, a través del IFAI, la siguiente solicitud: Deseo que se me proporcione una copia del estudio técnico íntegro mediante el cual la Cofetel determinó, en respuesta al Acuerdo publicado por la SCT el 15 de septiembre de 2008, que en la Región 1 (Campeche, Quintana Roo, Tabasco y Yucatán) que existe capacidad en el espectro radioeléctrico para instalar 30 nuevas emisoras de FM. Solicito el texto del estudio íntegro, no el resultado del mismo publicado por la Cofetel en su página de Internet.

El 13 de febrero recibí respuesta negativa a mi petición. La Cofetel argumentó que el texto del estudio técnico íntegro, mediante el cual esta Comisión determinó sobre la existencia de la capacidad de espectro radioeléctrico para la instalación de nuevas estaciones de radio en la banda de FM, se encuentra clasificado como reservado, con fundamento en el artículo 14 fracción IV de la Ley y Lineamiento Vigésimo Séptimo de los Lineamientos Generales para la Clasificación y Desclasificación de la Información de las Dependencias y Entidades de la Administración Pública Federal, en tanto no se resuelva sobre la procedencia de la totalidad de las solicitudes de cam-bios de frecuencias de AM a FM de los concesionarios y permisionarios de la Región 1, conforme a las disposiciones del Acuerdo por el que se establecen los requisitos para llevar a cabo el cambio de frecuencias autorizadas para prestar el servicio de radio y que operan en la banda de Amplitud Modulada, a fin de optimizar el uso, aprovechamiento y explotación de un bien del dominio público en transición a la radio digital, publicado en el Diario Oficial de la Federación el 15 de septiembre de 2008.

El artículo 14 fracción IV de la ley de Transparencia señala que se considerará información reservada los expedientes judiciales o de los procedimientos administrativos seguidos en forma de juicio en tanto no hayan causado estado.

Interés público
No considero que mi petición obstaculice en forma alguna el procedimiento que sigue la Cofetel para autorizar el otorgamiento de frecuencias de FM en la región mencionada. Sin embargo, con el fin de eliminar cualquier posibilidad en tal sentido, esperaré a que concluya el plazo para que concesionarios y permisionarios de AM en Campeche, Quintana Roo, Tabasco y Yucatán soliciten frecuencias para transmitir en FM y a que la Cofetel emita su fallo al respecto. Una vez que ocurra esto, insistiré en mi petición con fundamento en el propio artículo 14 de la citada Ley, el cual indica que cuando concluya el periodo de reserva o las causas que hayan dado origen a la reserva de la información a que se refieren las fracciones III y IV de este Artículo, dicha información podrá ser pública, protegiendo la información confidencial que en ella se contenga. Espero que entonces el organismo presidido por Héctor Osuna Jaime acceda a hacer pública la forma en que determina la cuantía y ubicación de frecuencias disponibles y no insista en considerar confidencial una información de interés para la sociedad mexicana.

Profesor-investigador de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password