Macarita Elizondo Gasperín

Consejera Electoral del IFE

Balance de la jornada electoral

El proceso electoral federal tuvo el domingo 1 de julio su momento culminante: la jornada electoral. De las ocho de la mañana a las seis de la tarde, millones de mexicanas y mexicanos protagonizamos una fiesta de participación ciudadana, que involucró a cerca de un millón de funcionarios de casilla y 55 millones de electores, sin contar a los miles de servidores públicos de los tres niveles de gobierno que velaron por el orden y la seguridad. La participación electoral alcanzó el 63% de la Lista Nominal de Electores, cifra mayor a la registrada en las elecciones federales de 2006, y una de las más altas en las últimas décadas.

Mención especial merecen los 40 mil 737 mexicanos residentes en el extranjero, quienes enviaron oportunamente sus votos por vía postal, los cuales fueron computados simultáneamente a los demás votos emitidos durante la jornada electoral.

Las elecciones federales fueron concurrentes con elecciones locales en 15 entidades federativas, cuya realización contó con el apoyo del IFE, a través de distintos convenios de colaboración, especialmente en lo relativo al uso de padrón electoral, la lista nominal de electores, y la credencial para votar con fotografía.

La instalación de las casillas fue un éxito, ya que se instalaron 99.9% de las previstas. Además, fue la elección más vigilada en la historia electoral del país, ya que los partidos y coaliciones tuvieron representantes prácticamente en la totalidad de las casillas, mientras que el número de observadores electorales, nacionales y extranjeros, alcanzó la cifra récord de 28 mil personas. Por lo que hace a los visitantes extranjeros, provenían de 65 países y se manifestaron positivamente con respecto al desarrollo de la jornada electoral en su conjunto.

En materia de resultados electorales, tanto el conteo rápido de las preferencias en la elección presidencial como el PREP funcionaron oportunamente y de manera eficaz. Las tendencias electorales que dio a conocer el 1 de julio a las 11:15 de la noche el consejero presidente del IFE, fueron confirmadas en las horas posteriores por la información capturada por el PREP. Ambos instrumentos fueron diseñados e implementados con el apoyo de comités de expertos, quienes han contribuido a mejorarlos para garantizar su eficacia y credibilidad.

Con visión de futuro, la jornada electoral del pasado domingo permitió realizar la Prueba Piloto Nacional de Boleta Electrónica, con mil 200 nuevos prototipos diseñados y ensamblados por expertos del Centro de Investigación y Estudios Avanzados (Cinvestav). De estos aparatos se instalaron 4 en cada uno de los 300 distritos electorales del país.

El proceso electoral federal no ha concluido. Tenemos en puerta el cómputo de los votos en los consejos distritales del IFE, y la expedición de las constancias de mayoría a diputados federales y senadores, por parte de los consejos distritales y locales, así como la designación de diputados y senadores de representación proporcional por parte del Consejo General del IFE.

Tendremos que esperar asimismo, la calificación de la elección presidencial a cargo del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación. Desde luego que, antes de cualquier declaratoria de triunfo, deberán desahogarse todas las quejas o denuncias que pudieran presentarse ante las instancias correspondientes.

Es mi convicción que toda autoridad con facultad para conocer de tales quejas o denuncias deberá proceder a su investigación, en los plazos y términos previstos por la ley, ya que no puede dejarse pasar ninguna infracción a la norma electoral sin su correspondiente sanción. Para proceder en tales casos deberán presentarse las quejas o denuncias con las precisiones que reclaman los procedimientos sancionadores, ya que no podemos permitir ninguna descalificación genérica del proceso electoral. Tampoco podemos prejuzgar respecto de los resultados globales de la jornada electoral, sino analizar caso por caso en sus méritos, para garantizar una justicia electoral pronta y expedita.

Una vez resueltas las impugnaciones que se presenten en tiempo y forma, será procedente validar los resultados electorales para integrar la representación nacional en la titularidad del Ejecutivo Federal y en el Congreso de la Unión, donde, de acuerdo con las tendencias que arroja el PREP, ninguna fuerza tendrá mayoría absoluta, por lo que nuestros diputados y senadores deberán mostrar capacidad de diálogo y negociación, a fin de construir los acuerdos legislativos que el país necesita para perfeccionar nuestra democracia, y conducir a la nación por la senda del desarrollo económico, social y cultural.

En suma, tuvimos una jornada electoral concurrida, vigilada, entusiasta, constante y transparente, gracias a la participación responsable de la ciudadanía que se sumó a las tareas del Instituto Federal Electoral. Todo ello ratifica nuestra vocación democrática y abre un horizonte promisorio para las y los mexicanos de hoy y también para las nuevas generaciones, que han dando muestras fehacientes de interés por los asuntos públicos y por mejorar nuestra vida democrática.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password