Cinque Terre

Óscar Constantino Gutierrez

[email protected]

Doctor en Derecho por la Universidad San Pablo CEU de Madrid y catedrático universitario. Consultor en políticas públicas, contratos, Derecho Constitucional, Derecho de la Información y Derecho Administrativo.

Tatiana y el debate estéril

Mi jefecita santa puntualizó dos cosas sobre el nombramiento de Tatiana Clouthier como Secretaría de Economía: a) López nos tiene discutiendo temas en los que la gente no tiene incidencia; y b) mientras, sigue creando pobres con su modelo chavista de gobierno. Tiene razón, lo que le importa al presidente es fijar la agenda pública, para tener distraídos a los ciudadanos.

Y ahí va todo el círculo rojo a hacerle el juego al mandatario más atascado de la historia, cuestionando las cartas credenciales de Tatiana, reclamando la cultura pejista del florero y desempolvando tuits antiguos en los que la licenciada Clouthier pregunta si alguien sabe de economía y sobre los efectos de las heladas en los campos de marihuana.

Y, como dice el título de esta columna, el debate es estéril. Con las decisiones anunciadas, López sacó definitivamente a Tatis de la contienda por la gubernatura de Nuevo León (o Sinaloa), acomodó a Graciela Márquez en el Inegi —para que le cuide los otros datos que tanto usa y que ese instituto se empeña en contradecir— y sacó de la discusión pública, al menos por unos días, a la prima Felipa. Una carambola de tres bandas —o, para los fans de Gambito de Dama, un peón que se come una torre, se convierte en reina y hace doble jaque—.

Foto: El Financiero

Pero la culpa no la tiene López, sino sus compadres de los medios, que le facilitan las cosas. Yo tomo mi parte de culpa y, siguiendo las enseñanzas de mi jefecita, no digo que se omita el tema de los enroques, pero hay que señalar que es un distractor y resaltar lo que el presidente pretende ocultar: más de 11 millones de nuevos pobres, la peor crisis de los últimos dos siglos y un presupuesto federal que gasta en elefantes blancos lo que debería asignarse a los estados y a los apoyos de negocios, empleados y deudores.

En vía de mientras, que alguien le regale a Tatis el libro Economía en un día, de Macario Schettino: a la nueva ministra del ramo le va a hacer mucha falta…

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password