Cinque Terre

José Buendía Hegewisch

Por qué cambio el discurso EPN sobre las drogas

La política del gobierno sobre las drogas comienza a desplazarse desde posiciones  dogmáticas de la “guerra al narco” hacia otras más flexibles que apuestan por la regulación. Su giro sigue la dirección del péndulo mundial hacia la revisión del prohibicionismo del consumo. Pero el presidente Peña Nieto va a remolque de los nuevos enfoques y las muestras de sensibilizarse parecen reacciones a las reprimendas en Europa por la crisis de derechos humanos. No obstante, da marcha atrás al portazo a la Cumbre de la ONU y ahí coloca la no criminalización de consumidores en el centro de la   problemática y la preocupación por los derechos humanos en el combate a la droga. Detrás del discurso, la interrogante es qué provocó el golpe de timón de último momento en su postura para saber cómo se reflejará realmente en la política de seguridad.


Su posición en la ONU le permite regresar con el beneficio de la duda, aunque su giro tampoco es radical con respecto a los pasos que viene dando desde noviembre pasado, arrastrado por el fallo de la Corte sobre el derecho a consumir mariguana en el país. Pero la apreciación del cambio es mayor si se contrasta su actual disposición a legalizar la mariguana con fines medicinales, con declaraciones de 2012 a la agencia AP, cuando aseguraba que “de ninguna manera vamos a abandonar la lucha contra el tráfico de drogas, porque es lo que más incide en la violencia que hoy se genera en el país”. Era entonces un Presidente interesado en internacionalizar su imagen como la de un reformista capaz de “salvar a México” y su popularidad no se había erosionado con las resistencias internas a las reformas económicas,  escándalos de corrupción y la crisis de derechos humanos, que en los últimos días le recuerdan desde Angela Merkel hasta Hillary Clinton.


Ahora es el aislamiento, el miedo que confronta a su gobierno y las consecuencias de la sanción internacional para el proyecto de reformas. En el mundo se revisa el dogma del prohibicionismo en que se basó la “guerra contra la droga” en la era deRonald Reagan. Se flexibiliza en EU la producción y el consumo de mariguana en 24 estados y pronto la legalización alcanzará estados fronterizos, California y Arizona. América Latina también se mueve por los costos insostenibles de esa política de seguridad que, como aceptó el propio Peña Nieto en la ONU, no ha logrado reducir el consumo y la violencia.


En el temor al aislamiento internacional en derechos humanos y políticas de seguridad se puede encontrar parte de los motivos del viraje de Peña Nieto con las drogas. Pero el cambio de señales de los últimos días creo que obedece a constatar su impopularidad por motivos similares a los que expulsaron al PAN del poder en 2012 y el riesgo de que la violencia intoxique las aspiraciones de su sucesor.  


Basta revisar los discursos del secretario de gobernación, Miguel Osorio Chong, en los cinco foros sobre la legalización de la mariguana, el mejor situado del PRI para la sucesión. Ha reconocido que la estrategia de combate a las drogas deCalderón y después de Peña Nieto partió de un diagnóstico equivocado y mal diseñado que generó una escalada de violencia sin precedente. 


La postura de Osorio podría haber sido clave para sensibilizar a Peña Nieto de la factura a pagar por el aumento de la violencia rumbo a la elección presidencial y el costo del aislamiento con la comunidad internacional de derechos humanos. Ahora falta por ver en qué y cómo se traduce sensibilización y discursos en cambios en la política de seguridad para reducir la violencia que también engulle carreras y aspiraciones políticas. En su gabinete cada día hay menos defensores del estatu quo y advierten los costos electorales si persiste la espiral de violencia. Y, en este punto, el más expuesto hoy a ese demonio son las aspiraciones del propio secretario de Gobernación.



Este artículo fue publicado en excélsior el 21 de Abril de 2016, agradecemos a José Buendía Hegewisch su autorización para publicarlo en nuestra página

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password