Cinque Terre

Ciro Gómez Leyva

[email protected]

Periodista.

Otra semana ganada por López Obrador

López Obrador ha de estar feliz. Si el "PRIAN" y sus "impresentables" a liados del Verde y el PRD lo expulsan de los spots, el "desafuero dos" habrá comenzado


La semana termina en un punto que Andrés Manuel López Obrador seguramente deseaba. Se lo debe en buena medida a un PRI que, el senador perredista Miguel Barbosa dixit, lo puso en la mira porque le tiene miedo.


López Obrador se sirvió del obsequio priísta para hacer lo que hace mejor que nadie: victimizarse. Y para arengar a los suyos con un enardecido: esta vez los mafiosos no me detendrán. Por si faltara, los hechos se dan en la semana en que se enfila por aclamación a la presidencia de Morena, su partido, pues en este momento le debe convenir serlo. Ni un día antes, ni un día después. Presidente de Morena, hoy.


Propuse aquí el lunes que el presidente del PRI, Manlio Fabio Beltrones, había llegado tarde y mal al asunto de la omnipresencia de López Obrador en los spots de radio y televisión. Tarde, ya que el tabasqueño lo viene haciendo desde 2008. Mal, ya que además de encumbrarlo, le dio parque para la batalla. Mal, ya que Beltrones no parece tener preparado el segundo movimiento, si ese movimiento es una reforma electoral para que ¡López Obrador deje de salir en los spots de Morena!


"Yo no estoy a favor de una reforma electoral, como plantea Beltrones", me dijo ayer el diputado y ex presidente del PAN, Gustavo Madero. "La propuesta del PRI es un caballo de Troya para reformar el actual sistema de spots en medios de comunicación y regresar al modelo anterior".


—Entonces, volveremos a ver a López Obrador en un millón de spots en 2016 —trato de espolearlo.


—Ni modo. Abrir la caja de Pandora y ceder a la presión para volver al modelo mixto de contratación de medios es una contrarreforma. Eso es lo que está en el fondo y usan el pretexto del miedo a Andrés Manuel. A él no hay que tenerle miedo, hay que enfrentarlo.


Por lo pronto, parece que López Obrador los dividió. Ha de estar feliz. Si el "PRIAN" y sus "impresentables" aliados del Verde y el PRD lo expulsan de los spots, el "desafuero dos" habrá comenzado; maravillosa noticia para un hombre que siente que arrancará con un reserva de 15 millones de votos su tercera carrera por la Presidencia de la República. Y si las cosas se quedan como están, será una primera, sonora victoria del 18 sobre la "mafia del poder".


Quizá no estén muy equivocados quienes, medio en broma, medio en serio, repiten que el gran aliado de López Obrador es el propio poder. De López Obrador, el líder en las encuestas.


Faltan 132 semanas para las elecciones de 2018. Falta una semana menos que la semana pasada.


MENOS DE 140. Interesantes cosas cuenta Gerardo Fernández Noroña en su libro por aparecer, La Casa Blanca, historia de un compromiso incumplido.  

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password