Cinque Terre

Orquídea Fong

Periodista/comunicóloga egresada de la UNAM.

El engaño de la ‘científica’ Diana Quiroz, y la complicidad, por ignorancia, de los medios

 

Diana Quiroz y la complicidad de los medios

Joven, fresca, coloquial. Así aparece Diana Quiroz, ingeniera mecatrónica, en diversas entrevistas en medios de comunicación que la presentan como la joven que “fue invitada a los Nobel por sus productos regeneradores de órganos”.

Sin Embargo la presenta como la joven que “aspira al Premio Nobel pese a las trabas que hay en México para los científicos”. Pero basta una pequeña investigación en Google y Google Académico para darse cuenta que se trata de una estafa más y de que los medios de comunicación, ignorantes en lo que se refiere a la ciencia, actúan como cómplices de la propagación de una mentira, de manera intencionada o no, eso no importa.

La saga es compleja e involucra medias verdades y ese viejo afán de encontrar al mexicano que destaque y nos muestre que somos valiosos. Pero en este caso, los medios de comunicación le están dando juego a una joven que sencillamente representa una empresa —propiedad de su madre— fabricante de uno de tantos productos milagro, no una joven promesa de la ciencia, ni mucho menos la descubridora de una cura contra el cáncer.

Los tres primeros párrafos de la nota del 5 de marzo del portal ABC Noticias Mx, resumen bien el asunto:

Una joven investigó e inventó productos elaborados a base de grafeno mismos que ayudan a regenerar células cancerígenas e incluso cicatrizar heridas con rapidez lo que la llevó a ser invitada a la ceremonia de Premios Nobel que se realizará en diciembre en Estocolmo, Suecia.

Se trata de Diana Quiroz quien estudia la carrera de Mecatrónica en el Tecnológico de La Laguna quien comenzó a colaborar en un proyecto con la empresa Alquimex sobre el uso del grafeno y descubrieron que podía utilizarse en la regeneración de células, una opción para combatir el cáncer.

Ella presentó su proyecto en la Expociencias Nacional donde ganó la invitación para asistir a los premios Nobel junto con otros 19 jóvenes del mundo. Ella es la única latinoamericana en ser invitada a la ceremonia”.

Muy importante decir que la tal “Expociencias” que la hizo acreedora a acudir al Nobel, fue organizada por la propia madre de Diana, la ingeniera Sandra Casillas, quien, oh sorpresa, también es dueña de la empresa Alquimex y del “centro de investigación” en donde se desarrollan los productos para supuestamente combatir el cáncer y regenerar las células. Esta feria es organizada por Sandra Casillas con el apoyo de la minera Peñoles.

Diana Quiroz y la complicidad de los medios

En efecto, existen diversas investigaciones sobre el posible uso del grafeno para tratar cáncer, pero no son conclusivas. Se encuentran en etapas iniciales. Diana Quiroz ha dicho, ante diversos medios, que ya ha desarrollado productos para curar el cáncer y regenerar los órganos.

Por ejemplo, ante el periodista Ángel Carrillo, conductor del programa “Telediario”, cuyo video puede consultarse en el canal de YouTube Angel Carrillo Oficial, Diana Quiroz dijo el pasado 4 de marzo lo siguiente:

La investigación no la hice sola. Fue junto con mi empresa y un centro de investigación, somos un gran equipo… Alquimex y el Centro de Innovación de Futuras Tecnologías. Hicimos nuevas investigaciones sobre nanotecnología. En su mayoría nos enfocábamos en cosas industriales como hacer filtros de agua para arsénico, metales pesados. Hace escasos año y medio o dos nos dimos cuenta que la partícula que nosotros usábamos para eso, el grafeno, que es una variante del carbono en forma de red bidimensional, llega y abraza las células y las empieza a regenerar. Es el único material nanométrico que se autorrepara”.

El periodista Ángel Carrillo omitió hacerle las preguntas indispensables para validar las afirmaciones de Diana Quiroz. Esto es: ¿Qué instituciones apoyan tus descubrimientos? ¿Qué etapas de validación han cumplido? ¿En qué publicaciones científicas han divulgado el resultado de tus investigaciones? ¿Cuál fue la metodología empleada?

Cobijada por la ignorancia del periodista, Diana Quiroz manipuló convenientemente la información para dar una apariencia de verdad a sus afirmaciones:

Apple y Samsung están usando el grafeno para pantallas. Imagínate que se cae tu celular y se rompe la pantalla, y en una semana está como nuevo, porque se autorrepara. Entonces nosotros dijimos “¡ah! ¿para qué reparas pantallas de celulares, por qué no reparas el cuerpo humano? y fue que empezamos a hacer la investigación”.

Por supuesto, Diana no dio mayores detalles de sus “descubrimientos” ni aclaró que ella no es ninguna pionera en el área de las posibilidades del grafeno en el tratamiento del cáncer. Y, por si fuera poco, admitió que los productos que comercializa “los vendemos como suplementos, la verdad”, lo cual significa, sencillamente, que no cuentan con registro ante la Secretaría de Salud ni ante la Cofepris.

Diana no es una investigadora

En la revista especializada Oncotarget, pudimos localizar un documento del año 2015 que habla de lo mismo que asegura Diana Quiroz haber desarrollado por sí misma (con su autodenominado centro de investigación).

Se trata del paper “Graphene oxide selectively targets cancer stem cells, across multiple tumor types: Implications for non-toxic cancer treatment, via differentiation-based nano-therapy”.

En esta investigación figuran como autores Marco Fiorillo, Andrea F. Verre, Maria Iliut, Maria Peiris-Pagés, Bela Ozsvari, Ricardo Gandara, Anna Rita Cappello, Federica Sotgia, Aravind Vijayaraghavan y Michael P. Lisanti, investigadores de instituciones como el Centro Manchester para el Metabolismo Celular, la Unidad de Investigaciones sobre Cáncer de Mama y el Instituto de las Ciencias del Cáncer, todas, de la Universidad de Manchester, en Reino Unido. También, el departamento de Farmacéutica, Salud y Ciencias Nutricionales de la Universidad de Calabria, Italia.

Hay otros documentos, localizables en diversos repositorios de documentos científicos. Pero para fines de este artículo, solo citaremos ese ejemplo, para que quede clara la diferencia entre una investigación científica real y una fingida.

En cambio, la investigación “Regeneración Celular con Grafeno” que supuestamente llevó a cabo Diana Quiroz, junto con su hermana, no está publicada en ninguna parte. No sobra enfatizar que Diana carece de las credenciales académicas necesarias para desarrollar investigación en tratamientos contra el cáncer, ya que no tiene estudios en citología, oncología, fisiología o biología.

Tampoco los tienen su madre o su hermana, ambas ingenieras químicas y sus socias en la fabricación y venta de la línea de suplementos alimenticios “Moonlight” que, dicen, combaten todo tipo de cáncer y, según dijo Diana Quiroz al periodista Ángel Carrillo, hasta “las ojeras te quitan”.

Una investigación tan relevante debería formar parte, por ejemplo, de las referencias usadas por el Centro de Neurociencias y Nanotecnologías de la UNAM. Pero no hay rastro de ellas ahí. Su única validación es la Expo Ciencias que ganó y que, insisto, organizó su propia madre.

Medios cómplices

No obstante todo lo anterior, muchísimos medios divulgaron de manera entusiasta lo “descubierto” por Diana. Por ejemplo, Vanguardia no solo le dio crédito absoluto a lo dicho por Diana Quiroz, sino que además le sirvió como medio publicitario. Esto señala la nota “Va joven coahuilense como invitada al Nobel por ayudar a lucha anticáncer” del 5 de marzo pasado:

Las cremas sirven para tratar heridas abiertas, quemaduras e incluso lesiones con exposición de hueso. Además, crearon suplementos para la regeneración de órganos como páncreas, hígado, pulmones, etc.

‘Son muchas las presentaciones, dependiendo del órgano que se quiera regenerar se combina el grafeno con ciertas nanopartículas’, explicó, agregando que incluso pueden ser una gran opción para combatir los daños causados por enfermedades autoinmunes.

Para más información sobre estos productos, los interesados pueden entrar a la página de Facebook ‘Alquimex’ o ‘Moonlight care'”

Tampoco Milenio se salvó. En la columna “Mundo Industrial” de Luis Apperti, se le dedican a Diana y a su hermana cálidos elogios.

Milenio publicó hace unos días una nota informando que dos jóvenes investigadoras mexicanas, Diana y Raquel Quiroz Casillas, ganaron el primer lugar del evento Expo Ciencias 2017 con su trabajo “Regeneración Celular con Grafeno” y como aliciente asistirán a la entrega de los premios Nobel en Suecia.

“Es sumamente estimulante saber que talentos como el de estas jovencitas están avanzando en aprovechar la tecnología y lo están haciendo de manera profesional y estructurada… Aquí tenemos un ejemplo de jóvenes talentosas que no se conformaron con ser meras pasajeras estáticas ante estos avances”.

Los medios que difundieron, de manera totalmente acrítica la información sobre Diana fueron: Vanguardia (dos notas y un video), Sin Embargo, Milenio (nota y columna), ABCNoticias, Latitud Megalópolis, Noticias del Sol de la Laguna, Capital Coahuila, Laguna Multimedios, Periódico Entre Todos, El Siglo de Torreón, Viva Noticias, Ruiz Healy Times, Mientras tanto en México, NotiRadar y el Siglo MX, además de la página oficial de la Cámara de la Industria Minera.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password