Joyeria de plata mexicana para cautivar
Cinque Terre

Rubén Cortés

Periodista y narrador. Director General de La Razón

Es un fracaso generacional

En el asunto de la casi demolición del CIDE (por el recorte del 75 por ciento de recursos que le hizo el gobierno) no se puede culpar a 10 de sus estudiantes que pidieron votar por la entrada en el túnel sin luz de este socialismo platanero, de este comunismo enano.

Sin embargo, representan el “fracaso generacional absoluto” que significa la entrada de México en el túnel sin luz de este socialismo platanero y este comunismo enano: según el INE, los votantes de 18-39 años definieron el triunfo de Morena en 2018.

Y en el CIDE, en polos de ciencia y tecnología, entre beneficiarios de Conacyt, cátedras, maestrías, en el mundo del cine, el INAH (en todo ese entorno que recibió 500 mil millones de pesos de apoyo en el sexenio pasado) hubo mucha actividad para que ganara la 4T.

Explica de manera fehaciente Pablo Majluf:

No sólo hubo numerosos facilitadores en el CIDE. Los hubo en todo el establishment universitario. Y no hablo de “votantes” o alumnos, sino de facilitadores activos durante años. Y es un fracaso generacional absoluto. Y hay que señalarlo, aunque se ofendan”.

En todo caso, este “fracaso generacional absoluto” deja mal parado a ese ámbito involucrado en las actividades mentales y creativas: el ganador de las elecciones nunca ocultó sus cartas como un político populista y socialista del siglo 21: lo aireó y se ufanó.

Porque el desvalorización a la educación de excelencia y la ciencia estuvo muy presente en la campaña: no a exámenes de ingreso a la universidad, extraer petróleo es como chupar un popote, esos ventiladores (aspas para energía renovable) afean el paisaje…

Así que no pudieron llamarse a asombro cuando Conacyt nombró a una diseñadora de modas como subdirectora de la Comisión Intersecretarial de Bioseguridad y Organismos Genéticamente Modificados.

A una demostradora de lencería en Vicky Form y Carnival, sin Prepa siquiera, como secretaria Administrativa del Fondo Sectorial; o a un estudiante de tercer semestre como subdirector y coordinador de comunicación e información estratégica.

La intelligentia mexicana debía saber que el populismo había hecho lo mismo en Venezuela, donde despidieron en un solo día a 17 mil 871 gerentes y técnicos de alto desempeño de la petrolera estatal: “No necesitamos esas lacras”, argumentó el presidente Chávez.

Hoy, en México, el Ejecutivo plantea los recortes presupuestales a la ciencia y la tecnología con el razonamiento de que existe “una mafia de la ciencia”, de que los científicos son “conservadores” y “defendieron el Porfiriato” hace más de un siglo.

¿Qué no podía predecirse en 2018 lo que ocurriría en 2020? En el CIDE, Conacyt, INAH, Fidecine sí podían vaticinarlo. Porque la historia no se repite, pero alecciona.

Si es que tanto saben…

Debían saberlo.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password