Cinque Terre

Orquídea Fong

[email protected]

Periodista/comunicóloga egresada de la UNAM.

El odio a las gordas

¿Por qué odiar tanto?


Llevo tiempo pensando en algo que me intriga. El odio social hacia la gente gorda.


Soy una mujer gorda. Eufemismos aparte, que de nada sirven, lo soy. Entiendo que haya personas que no encuentren belleza en mi ser físico por causa de ello. No soy gorda nivel cárguenme con grúa, pero lo soy. No tengo por qué justificarlo. Si hago o no dieta, si hago o no ejercicio. No.


Entiendo que haya quien piense que las personas gordas no somos atractivas. Son gustos. Así como a mí no me gustan los hombres muy morenos (excepto Shemar Moore, papacito).


Lo que no entiendo y me parece intensamente reprobable es la actitud burlona y de franco odio hacia los gordos. Continuamente en mi timeline leo comentarios de ese tipo.


Gente que se cree con derecho a dictarnos a los gordos lo que debemos ser, hacer, decir. No vestirnos de tal modo (ofendemos su vista), no trabajar por nuestra autoestima (¡Eso es defender la obesidad!), no pensar que somos valiosos (¡mejor pónganse a adelgazar, marranos!), no pensar que podemos definirnos por otros criterios que no sean nuestro peso.


Muchos hombres que leo en mi timeline se sienten con libertad de expresarse de manera burlona de las mujeres gordas, como si fuéramos seres humanos de menor categoría. Incluso, están compartiendo una nota que afirma que somos menos inteligentes. Bueno, vamos a medirnos. Si por ser gorda soy tonta, estoy dispuesta a que midan mi IQ.


Lo triste es que de manera entusiasta están apoyando semejante pendejada.


Más grave aún son los foros y páginas en donde la gente abiertamente se manifiesta porque NOS MATEN porque damos asco.


Es como si yo, que no gusto de los hombres morenos, me pronuncio porque los maten, porque qué asco. Aunque creo que eso ya existía, ¿verdad? Se llama discriminación. Y se supone que esos hombres liberales y progresistas que se burlan de las gordas están totalmente en contra de la discriminación por motivos de raza. Qué gente tan congruente.


Con la pena mijos. Si les molesta como soy, su pedo.# odio a las gordas

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password