Cinque Terre

Ingrid Motta

[email protected]

Ingrid ha sido reconocida en varias ocasiones como una de las 100 mujeres más poderosas en los negocios por la revista Expansión, una de las 45 líderes de mercadotecnia por la revista InformaBTL, así como una de las mujeres más influyentes en el campo de la tecnología por el periódico El Universal.

Dispositivos móviles: Nada con exceso, todo con medida

La pandemia por la que estamos atravesando nos ha forzado a experimentar un estilo de vida de mayor conectividad digital que para los más introvertidos probablemente no ha sido un problema tan serio como lo ha sido para los extrovertidos, que están acostumbrados a llevar una vida social más activa y fuera de cualquier tipo de aislamiento social.

El término cuarentena se traduce del latín quadraginta, para definir 40 días en los que médicamente se obliga al aislamiento de personas o animales para evitar el contagio y la propagación de una enfermedad relacionada con una plaga. Este método ha confirmado ser tan eficiente que se utiliza para la recuperación post parto o bien posterior a la realización de misiones espaciales, por ejemplo, la misión del programa Apolo, entre otros, en donde a su regreso los astronautas fueron aislados en un laboratorio para evitar una contaminación interplanetaria.

Los dispositivos móviles han tomado un rol mucho más protagónico durante este tiempo de confinamiento.

Pintura de una Gioconda con un móvil y una mascarilla, obra del grafitero TV Boy llamada ‘Mobile World Virus’./Foto: David Zorrakino /Europa Press

Son nuestro principal medio de conectividad y conexión social con el mundo, el medio de información más ágil y confiable, así como nuestro principal medio de entretenimiento. Derivado de ello, la adicción que estamos generando a ellos será sin duda un efecto secundario que deberá ser atendido médica y psicológicamente en cuanto la cuarentena finalmente termine. Bueno, cuarenta días o los que resulten medicamente necesarios.

Fuente: Aceitedecoco.org

Efectos secundarios de la cuarentena

El Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de los EUA (NIDA, por sus siglas en inglés), realizó un estudio sobre los síntomas del uso sistemático del celular. Ahí se determinó que se pueden utilizar los mismos criterios de diagnóstico sobre el abuso de drogas para comprobar la adicción a dispositivos móviles, como una dependencia psicológica que se manifiesta con diversos síntomas:

  • Conflictos y confrontaciones sociales y familiares, así como pérdida de interés en otras actividades
  • Comportamiento continuo a pesar de los efectos negativos y/o malestar personal que causa
  • Verificación frecuente y constante del teléfono en breves períodos de tiempo con insomnio y trastornos del sueño
  • Aumento del uso para lograr satisfacción o relajación o para contrarrestar un estado de ánimo disfórico
  • Uso excesivo, urgencia, necesidad de estar conectado
  • Necesidad de responder de inmediato a los mensajes, prefiriendo el teléfono celular al contacto personal
  • Abstinencia, dependencia, antojo
  • Ansiedad, irritabilidad si el teléfono celular no es accesible, sentimientos de inquietud cuando no puede usarlo, entre otros.

 

La nomofobia es la dependencia al teléfono móvil. | Fuente: Shutterstock

 

A nivel mundial, el aislamiento social y la falta de actividad física están generando incertidumbre que desatan síntomas de ansiedad y depresión. Incluso pueden provocar o bien incrementar el consumo de alcohol y drogas, ante una excedida y constante preocupación por posibles problemas financieros consecuencia de la depresión económica a la que nos enfrentamos, posible pérdida de empleo y todo lo que conlleva estar con un futuro incierto.

Asimismo, y sin darnos cuenta como sociedad, estamos adoptando en nuestro ser y hacer cotidiano una adicción masiva hacia los dispositivos móviles sin medir sus consecuencias en nuestra propia salud y la salud pública.

Así es como en nuestro listado de temas por atender como el ejercicio físico, la sana alimentación, el balance entre actividades de entretenimiento, sociales y productivas, entre muchas otras, debemos mantener en un primer plano el uso y abuso que pudiéramos llegar a hacer de nuestros dispositivos móviles.

Querido lector: Te invito a analizar qué tanto estás cuidando de tu salud física y mental durante esta contingencia sanitaria.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password