Cinque Terre

José Yuste

[email protected]

Analista financiero.

Desabasto de gas LP vs. control; Ramírez de la O va a la segura

Durante su comparecencia con diputados, Ramírez de la O envió mensajes de tranquilidad: No buscarán aumentar deuda y en lugar de reforma fiscal habrá una buena simplificación (ni impuestos nuevos ni más altos).

El control de precios en el gas LP originó la primera batalla entre gaseros y el gobierno obradorista. Los gaseros respondieron en la Ciudad de México al control de precios de la CRE, dejando de distribuir el preciado combustible en las zonas más populares.

Argumentan que el nuevo precio máximo no les permite sacar ni para los costos. Inmediatamente, el gobierno de la 4T respondió que eran pretextos y a través de Ricardo Sheffield, el procurador del Consumidor, les envió el recado: se les quitará el permiso a las distribuidoras si no operan.

En un segundo capítulo de esta batalla, Amexgas, la principal asociación de gaseros LP, argumentó que el control de precios no era la solución.

Fue directa: el control de precios traerá o mercado negro o desabasto. Y se lanzó contra Pemex, la que tiene 60% del mercado de mayoreo del gas LP, argumentando que si van a crear una empresa pública, Gas Bienestar, no la subsidien. Que compita.

En el fondo, sí hay un problema con el precio del gas LP. Es un problema importado. La demanda de combustible mundial ha elevado sus costos. Pero también hay problemas de competencia en el sector distribuidor de gas LP, como lo atestiguó la Comisión Federal de Competencia Económica.

El problema: El gobierno del presidente López Obrador, en lugar de hacer competir al sector, a través de la Comisión Federal de Competencia Económica, lo hizo por medio del Decreto. Y con errores básicos, como saltarse la autonomía de la Comisión Reguladora de Energía, la cual sólo acató el mandato de la secretaria de Energía, Rocío Nahle, para fijar una directriz de precios máximos.

Los precios máximos, además, sólo los puede dictaminar la Comisión Federal de Competencia Económica. Jana Palacios, presidenta de la Cofece, tocó todas las puertas posibles de la 4T para expresarlo. No le hicieron caso.

Ahora tenemos un control de precios, que no soluciona el fondo del problema. El gas viene caro a nivel mundial. Y también los distribuidores de gas LP tienen poca competencia en ciudades, incluso están acusados de prácticas monopólicas absolutas (se ponen de acuerdo en precio y distribución).

Pero en lugar de hacerlos competir, el gobierno de la 4T prefirió imponerse. Hoy la guerra es clara.

EL SECRETARIO Y LOS DIPUTADOS

Rogelio Ramírez de la O, ahora sí, empieza con el pie derecho. Después del debate de si era secretario encargado o en funciones, el nuevo secretario de Hacienda tomó una decisión interesante: No pelearse con la Comisión de Hacienda de la Cámara de Diputados. Al contrario, les proveerá de información.

Durante su comparecencia con diputados, además, envió mensajes de tranquilidad: No buscarán aumentar deuda y en lugar de reforma fiscal habrá una buena simplificación (ni impuestos nuevos ni más altos).

Y un dato importante, quiere trabajar con el sector privado en APPs. Alguien del gabinete empieza a comprender que sin inversión privada y reglas claras no vamos a crecer. Prometedor inicio.


Este artículo fue publicado en Excélsior el 04 de agosto de 2021. Agradecemos a José Yuste su autorización para publicarlo en nuestra página.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password