Cinque Terre

José Yuste

[email protected]

Analista financiero.

De la Ronda 1.1 a la Ronda 2.3, ¿y los pesimistas?

La Reforma Energética muestra una fuerte aceptación entre inversionistas, y a escasos dos años de abrir el sector, el primer grupo privado que participó en la licitación de pozos, el de Talos-Sierra-Premiere, anunció el descubrimiento de nada menos que el quinto principal yacimiento de crudo ligero… del mundo, en los últimos cinco años. Y el Estado mexicano gana con ello. De ese potencial de extracción de crudo ligero, 83% de su utilidad será para el Estado. Nada mal. Sin embargo, hace apenas dos años se escuchaban críticas bastante pesimistas, llamando al fiasco de la apertura del sector. Calificando el proceso de Reforma Energética como un fracaso.

SE COLOCAN 21 DE 24 CAMPOS LICITADOS

En aquel entonces, julio de 2015, cuando sólo fue el grupo privado Talos Energy-Sierra Oil and Gas-Premiere Oil, el ganador de dos de los diez primeros pozos que se licitaron, se dijo que el proceso era un fraude. Se dijo que la primera licitación ponía campos de mala calidad en el mostrador y se pagaban las consecuencias. También se dijo que la Ronda Uno era un fracaso que obligaba al gobierno y al Congreso a rectificar una política energética que en ese momento sólo podía arrojar resultados catastróficos. La realidad fue otra. Esta semana se acaban de colocar 21 de los 24 campos licitados en las Rondas 2.2 y 2.3. Se considera una colocación aceptable cuando se coloca 30 o 40% de los pozos. Aquí fue 87% de colocación. Bajo parámetros internacionales es un éxito. Y, además, se da a conocer que el primer grupo ganador en la primera licitación ya encontró un gran yacimiento, que viene a representar el octavo descubrimiento de este tipo en el país.

RETOS, SIN ESCATIMAR ACEPTACIÓN DE APERTURA

El pesimismo es común en México. Nada está bien. Nada nos parece. Cualquier cambio, por más que se debata, está mal. Hace dos años, aunque se sabía que Pemex estaba en pésimas condiciones, no funcionaba como empresa y no contaba con recursos para explorar y explotar crudo y gas, no importaba nada: se decía que la reforma no era atractiva al sector privado, y que el proceso de apertura venía mal. No fue así. Seamos claros. La apertura energética puede mejorarse y tiene retos: debemos crear una industria nacional con cadenas de valor de empresas mexicanas, con una industria que pueda producir gas natural que en su mayoría se importa, con un Pemex que sea empresa y salga de su crisis (con asociaciones o farm outs que ya está llevando adelante). Pero de que el resultado de la apertura ha sido bastante aceptable, no hay duda. Por ejemplo, este primer yacimiento encontrado por Talos-Sierra-Premier podría llegar a tener un volumen de hasta dos mil millones de barriles diarios. Es enorme. Y 83% de las utilidades va a ir a parar al Estado mexicano, porque el arreglo de la Reforma Energética fue favorable para éste.

HACIENDA, DE CULPABLE A FACTOR SOLUCIÓN

Durante la primera licitación energética, la de la Ronda 1.1 en julio 2015, se echó toda la culpa a Hacienda. ¿Qué se hizo?

Afinar las fórmulas de pago para que fueran más claras, y así la dependencia, que en aquel entonces dirigía Luis Videgaray, fue parte de la solución. Fue Hacienda la que hizo cambios junto con la Comisión Nacional de Hidrocarburos (Juan Carlos Zepeda) y la Secretaría de Energía (Pedro Joaquín Coldwell). De ahí vinieron las colocaciones privadas.

INVERSIONES POTENCIALES: 60 MIL MDD

El dato nos lo da Juan Carlos Zepeda, presidente de la Comisión Nacional de Hidrocarburos: La inversión potencial de los 70 contratos privados que lleva la apertura energética traería una inversión potencial de alrededor de ¡60 mil millones de dólares!

La Reforma Energética avanza bien. Hay retos: desarrollar la industria nacional con proveedores, crear una industria de gas natural, seguir recuperando a Pemex para trabajar como empresa. Sin embargo, las críticas a la reforma fueron demasiado rudas.

Las críticas que auguraban el fracaso dejaron de escucharse después de la Ronda 1.1, pues las licitaciones posteriores han atraído a decenas de inversionistas de todo el mundo, los precios alcanzados han sido mejores que los de referencia, incluso en aguas profundas que se consideró la subasta de todas las subastas. La transparencia en las subastas de la Comisión Nacional de Hidrocarburos ha sido un factor clave para dar certeza a los participantes. A todos se les da la misma información, incluso muchos datos se consultan por internet, la subasta es abierta y televisada y, si hay empate, en ese momento, viene el desempate a través de un bono (mecanismo creado por Hacienda, por el subsecretario Miguel Messmacher).

La aceptación de la Reforma Energética es un hecho. Los que vaticinaron el fracaso de la apertura energética estuvieron en el lado equivocado de la ecuación. La realidad sí les corrigió la plana. Las empresas privadas que apostaron por la apertura, empiezan, a dos años, a ver el descubrimiento de yacimientos. Ya ven beneficios. El Estado mexicano también podrá ganar al obtener 83% de utilidad y una industria energética más fuerte. Pues sí: la visión de negocios de los pesimistas no fue la mejor.


Este artículo fue publicado en El Excélsior el 14 de julio de 2017, agradecemos a José Yuste su autorización para publicarlo en nuestra página.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password