Cinque Terre

Nicolás Alvarado

[email protected]

Periodista

Claudia: me quieren volver loca

El título original de la obra de teatro, escrita por Tom Topor en 1979, es Nuts, y bajo él fue llevada a la pantalla en 1987 por Martin Ritt, con Barbra Streisand como su protagonista, Claudia. Y, es de hecho, por el nombre de su personaje central que la conocemos en México, donde se representara con en los 90, promovida por una intensa campaña en que veíamos a su actriz principal, Sylvia Pasquel, correr desaforada por pasillos blancos, mientras su voz en off clamaba “¡No voy a ser una loca para ellos! ¡No voy a ser una loca para usted! ¿Me entiende?”, antes de rematar con una apretada sinopsis de la trama: “Me llamo Claudia y me quieren volver loca”.

Claudia: me quieren volver loca no es un gran texto teatral. Pero su premisa –una mujer cuerda es hecha pasar por desequilibrada por un hombre al que ella reconoce autoridad sin tenerla, a fin de que sus actos no minen la imagen pública que él cultiva– resulta hoy pertinente, y el nombre de la protagonista es coincidencia irresistible: en México hoy hay una Claudia que tiene la cordura de saber qué hacer en una situación límite pero que exhibe un comportamiento errático por causa de un hombre que se le impone sin otra autoridad que la que ella misma le confiere.

Claudia Sheinbaum tiene todo para ser buena jefa de gobierno: credenciales académicas, conocimiento científico, experiencia política, arraigo social. Lo que le falta es autonomía, como ha evidenciado su manejo timorato y contradictorio de la pandemia. Parece saber que el cubrebocas es la mejor herramienta para evitar el contagio; tan así que orquesta campañas para promoverlo y que lo porta ella misma; no se atreve, sin embargo, a hacerlo obligatorio en lugares cerrados. Parece saber que la aplicación de pruebas y el rastreo de contactos previenen la diseminación acelerada del virus; su adopción de estas herramientas, sin embargo, llega tarde y su comunicación es tibia. Parece consciente de que el sistema de semáforos del gobierno federal se ajusta menos a lo sanitario que a lo político pero se niega a decirlo, habla de “naranja intenso” cuando quiere decir rojo, hace “llamados urgentes” que no se traducen en políticas públicas.

CIUDAD DE MÉXICO, 11DICIEMBRE2020.- FOTO ORIGINAL: GOBIERNO DE LA CIUDAD /CUARTOSCURO.COM

Al escribir esto, la Ciudad de México que gobierna Sheinbaum alberga más del 20 por ciento de los casos en el país, y casi el 13 por ciento de los muertos. Su capacidad hospitalaria está al límite, con cifras diarias de admisión que se han triplicado en diez días. Y en el frente económico han desaparecido más de 32 mil negocios y 198 mil empleos.

Salomón Chertorivski, académico y político que se ha alzado como voz acreditada sobre la gestión de la pandemia, ha hecho ocho propuestas para remediar la situación en la capital: uso obligatorio de cubrebocas en espacios públicos cerrados; distribución masiva de éstos; comunicación eficaz de los mecanismos de transmisión; traslado a espacios abiertos de toda actividad posible; ampliación de los programas sociales para que más trabajadores puedan quedarse en casa en invierno; redefinición científica del sistema de semáforos; confinamientos específicos a partir del rastreo de contactos; negociación de una ampliación presupuestal para la Ciudad de cara a la pandemia.

Si Sheinbaum fuera la buena jefa de Gobierno que podría ser, lo sumaría, dando una lección de unidad. O lo neutralizaría, yendo más allá de sus propuestas. Podría incluso hacer lo que políticos menos morales pero más sagaces: ignorarlo. Pero parece saber que tiene razón, y eso la enoja. Entonces opta por prodigarle una descalificación –que parece “vendedor de seguros”– no sólo absurda sino discriminatoria y profundamente vacua, que la hace ver errrática, que exhibe la locura de actuar contra los propios conocimientos y principios con tal de no enojar a su líder.

¿Que esa es la lógica de la política? Bien puede. Observarla mientras se apilan los muertos por decenas de miles es cosa de gente loca.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password