Vinculan a proceso a Cuevas, quien denuncia persecución; es un caso judicial: Sheinbaum

Sandra Cuevas, alcaldesa de Cuauhtémoc, y tres de sus colaboradores, fueron vinculados a proceso por la acusación de tres delitos hecha por policías. Aunque podrá seguir el proceso en libertad, continúa la suspensión en su cargo. Ella volvió a denunciar persecución política de Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de la Ciudad de México.

En la audiencia de este jueves en el Reclusorio Preventivo Norte, la jueza Elma Maruri Carballo determinó dictarle a Cuevas el auto de vinculación a proceso por los tres delitos de los que es acusada por un par de policías auxiliares de la Secretaría de Seguridad Ciudadana da la Ciudad de México, que son robo, abuso de autoridad y discriminación. Los otros tres funcionarios no son considerados por el último. En un principio incluso se les acusó de privación ilegal de la libertad.

Un día después de que René Bejarano prácticamente anunció una nueva elección en la alcaldía Cuauhtémoc (si es que Cuevas permanece separada de su cargo por 60 días), la jueza otorgó un plazo de dos meses para cerrar la investigación, durante el cual se mantendrán las medidas contra Cuevas: suspensión del cargo, presentarse a firmar ante la Unidad de Medidas Cautelares, mantenerse en el país y no acercarse a los denunciantes.

Sin embargo, los funcionarios de Cuauhtémoc (además de Cuevas, Jessica Hernández Ortega, Marlon Ávalos García y José Francisco Delgadillo Cadena) podrán enfrentar el proceso en libertad.

Desde su arribo a la audiencia, a la que fue acompañada por otros alcaldes de la coalición Va por México, Cuevas dijo estar lista incluso para ir a prisión, y añadió: “Estoy preparada para las decisiones que tome Claudia Sheinbaum Pardo, porque esto es claramente una persecución política. Esto es algo que orquestó la jefa de Gobierno”.

Cuevas también acusó que Sheinbaum es “una mujer que va contra otra mujer”, y que ahora quiere ganar la alcaldía Cuauhtémoc “a la mala”.

“A la mala, a través del uso de las instituciones, quiere ganar Cuauhtémoc, quiere robarse los votos de los más de 120 mil ciudadanos que votaron el 6 de junio”, afirmó.

Al terminar la audiencia, Cuevas dijo haber presentado sus pruebas, sentirse tranquila y manifestó su confianza en la justicia.

Santiago Taboada, alcalde de Benito Juárez, dijo: “No vamos a permitir que estas carpetas, integradas de manera exprés, que esta persecución política siga”, mientras que Mauricio Tabe, de Miguel Hidalgo, expresó que se trata de una injusticia: “Basta de esta persecución política, que nos dejen trabajar”.

Por su parte, Lía Limón, alcaldesa de Álvaro Obregón, comentó que el caso contra Cuevas es una injusticia que “pone en riesgo la democracia”, por lo que exige poner fin a la persecución política contra la oposición.

Poco después, en su conferencia de prensa, Sheinbaum dijo que el caso de Cuevas es “meramente judicial” en el que no tiene que ver el Gobierno de la Ciudad de México: “Nosotros no estamos involucrados de ninguna manera”.

“Cuando uno tiene la conciencia tranquila y actúa consecuentemente con lo que uno piensa y sus principios siempre vamos a estar tranquilos. No tenemos ningún problema. En este caso ella comete, de acuerdo con la Fiscalía, un delito y sanciona el Poder Judicial. Sería demasiado pretencioso suponer que la jefa de Gobierno controla la Fiscalía y el Poder Judicial en la Ciudad de México. Nosotros somos el Poder Ejecutivo, la Fiscalía es autónoma y el Poder Judicial pues es autónomo”.

Acerca de la defensa que el senador Ricardo Monreal hizo de Cuevas, Sheinbaum se limitó a decir: “Cada quien es dueño y esclavo de sus palabras”, y, tras una larga pausa, remató: “Y de sus acciones”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password