Se suicida el escritor Héctor Ceballos Garibay; culpa a AMLO en carta

El escritor y académico Héctor Ceballos Garibay fue encontrado sin vida en Uruapan, Michoacán, donde nació en julio de 1958. Su cuerpo presentaba una herida producida por arma de fuego: fue un suicidio.

La Fiscalía General de Michoacán informó que el cadáver fue hallado en una huerta que se encuentra en la salida hacia Paracho, donde vivía el académico. También fue encontrada una pistola calibre .22 y dos escritos presuntamente de su autoría.

El cuerpo fue llevado al Servicio Médico Forense para que le fuera practicada la necropsia de ley y obtener más elementos para la investigación.

En un escrito Ceballos Garibay culpa a Andrés Manuel López Obrador, a quien considera responsable del apocalipsis que vivirá el país con el coronavirus.

Ese texto se ha difundido en redes sociales. En esa carta culpa de su suicidio a López Obrador, “el peor presidente que ha tenido este país”. Y lo acusa: “Debido a sus políticas retrógradas y a su delirio de grandeza (vive en otra realidad: sus propias fantasías), esta país se ha ido a la debacle social y económica, como lo demuestran los datos duros del año pasado”.

Lamenta que México no tenga un verdadero líder con el que “hubiéramos estado en mejores condiciones de fortaleza para enfrentar la crisis sanitaria por el coronavirus a nivel mundial”.

Añade que México vivirá un viacrucis que derivará en catástrofe. “No quiero vivir más con estas perspectivas que presupondrán un escenario de caos y zozobra. Me niego a ser testigo de este pequeño apocalipsis nacional que les espera a los mexicanos”.

Tras despedirse de sus familiares y amigos, dispone que su cuerpo fuera incinerado en un una caja, sin funerales (por cuestión sanitaria) y que sus cenizas fueran esparcidas en el jardín de su casa.

Hijo del escritor y médico José Ceballos Maldonado, en un texto el sociólogo citó el epitafio que su padre escribió y que nunca olvidó: “La existencia es un prodigio a condición de llenarla con una labor que deje huella, aunque sea mínima. De lo contrario se habrá pasado la vida como sombra, como nada”.

En redes sociales varios manifestaron su pesar por el fallecimiento de Ceballos Garibay. En un mensaje, Raúl Trejo Delarbre llamó a Ceballos Garibay “un hombre del Renacimiento”, que en los últimos días “estaba muy preocupado con el errático rumbo de nuestro país”. Concluyó: “Lamento profundamente la desconcertante decisión y la dolorosa partida de Héctor Ceballos Garibay, hombre inteligente y culto”.

Por su parte, Macario Schettino tuiteó: “Me entero con pesar de la muerte de Héctor Ceballos Garibay, michoacano con quien compartí el interés por entender a Francisco J. Múgica…”.

Ceballos Garibay obtuvo los grados de licenciatura, maestría y doctorado con mención honorífica en Sociología en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM, donde ejerció el magisterio, además de en las universidades Iberoamericana, Autónoma Metropolitana y Pedagógica Nacional, así como en la Escuela Nacional de Antropología e Historia.

Miembro del Sistema Nacional de Investigadores, entre 1988 y 2018 publicó 13 libros con temas tan variados como la sociología, el ensayo, la poesía, el arte y la historia. Entre ellos se encuentran los siguientes: Foucault y el poder (Premiá, 1988), Poder y democracia alternativa (Premiá, 1990), Visitaciones (Rayuela, 1991), El arte de la polémica (Coyoacán, 1997), Francisco J. Múgica. Crónica de un rebelde (Coyoacán, 2002), La sabiduría de la novela (Fontamara, 2011), La querencia al terruño (Conaculta, Secretaría de Cultura de Michoacán, 2014) y Pasión por el conocimiento: arte, historia y sociología (Universidad Pedagógica Nacional, 2018).

Fue colaborador de etcétera entre 1997 y 2000, en donde publicó textos sobre asuntos tan variados como la tolerancia, la novela y el periodismo, el subcomandante Marcos en la UNAM, el PRI y el presidencialismo.

También colaboró en medios como El Búho, Nexos, Revista Mexicana de Ciencias Políticas y Sociales, La Jornada Semanal, Revista de la Universidad de México, Enfoque y La Voz de Michoacán.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password