Proveedor al que el IMSS compró ventiladores, fue investigado por red de empresas fantasma que obtuvo contratos en Pemex

Foto: Fundación IMSS

El proveedor al que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) compró 2 mil 500 ventiladores para la atención de pacientes que presenten síntomas de Covid-19, estuvo bajo investigación de la Secretaría de la Función Pública (SFP) por la creación de una red de por lo menos 30 empresas fantasma con las cuales obtuvo contratos millonarios con Pemex entre 2000 y 2010.

De acuerdo con el expediente de las indagatorias, consultadas por Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), Baldemar Pérez Ríos, constituyó las empresas fachada entre 1998 y 2003 y en ellas participaban como accionistas trabajadores cercanos a él; de sus testimonios se desprende que el objetivo de dichas compañías era participar en las licitaciones de Pemex y simular competencia entre proveedores.

Pero más aún: para obtener los contratos en el periodo de referencia, Pérez Ríos, empresario con residencia en Houston, incurrió en sobornos a funcionarios de Pemex, daños intencionales los equipos que importaba para pagar menos impuestos y falsificación de documentos. Asimismo, las  empresas formaban parte de un esquema donde participaban en las mismas licitaciones para, presuntamente, provocar un sobreprecio de los productos que la paraestatal adquiría.

Las investigaciones de la SFP, que datan de la década anterior, revelan que el Órgano Interno de Control de Pemex detectó a una serie de empresas relacionadas entre sí, a través de las cuales Baldemar Pérez Ríos obtuvo contratos millonarios en la región de Coatzacoalcos. Dichas pesquisas derivaron en la inhabilitación en 2010 de una firma denominada Centex, aunque la sanción no llegó a sus accionistas. En ese mismo año, otra de las empresas Projects and Industrial Products, fue multada con 46 mil 219 dólares por incumplir un contrato.

Hasta la fecha las empresas fantasma creadas por Pérez Ríos en México siguen activas, no han sido liquidadas, dadas de baja o traspasadas, según pudo constatar MCCI  en el Registro Público e incluso en algunos estatus de la Secretaría de Hacienda, sin embargo, no existe constancia de contratos públicos adjudicados en los últimos años, según la plataforma de Compranet.

MCCI buscó una entrevista con Baldemar Pérez Ríos o con Carlos Olmos, quien funge como vocero del empresario para conocer su posición sobre estas investigaciones, pero no se obtuvo respuesta. Cabe mencionar que Olmos fue funcionario de la secretaría de Salud en el sexenio de Felipe Calderón.

La semana pasada MCCI dio a conocer que el IMSS adjudicó a la empresa Levanting Global Servicios LLC, propiedad de Baldemar Pérez Ríos, un contrato por 93 millones de dólares para la adquisición de 2 mil 500 ventiladores para las unidades médicas que atenderán a pacientes que presenten un cuadro clínico sospechoso de Covid-19. Lo anterior, a pesar de que una corte de Estados Unidos sancionó a Pérez Ríos en 2017  por servir de prestanombres en un fraude de una compañía fantasma que él dirigía, la cual engañó a inversionistas estadounidenses.

Consultar detalles de investigación aquí

arg

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password