Otra vez: AMLO acusa a padres de niños con cáncer de ser títeres de farmacéuticas

Cuando parecía que el presidente había logrado calmar la tormenta mediática en el tema de la compra de medicamentos oncológicos pediátricos, nuevamente la emprendió contra los padres de niños con cáncer, acusándolos de estar manipulados por farmacéuticas.

“Esas empresas fueron capaces hasta de movilizar a padres, a niños, para ver si cedíamos y dábamos marcha atrás a nuestro plan de comprar los medicamentos en el extranjero, porque estaba prohibido, no se podían comprar medicamentos en otros países”, dijo.

En su conferencia de este lunes 20 de septiembre, el presidente de nueva cuenta defendió el “modelo de compras” de medicamentos que su gobierno ha implementado desde principios de 2019 y que llevó a un severo desabasto de muchos insumos, entre ellos, medicamentos contra el cáncer infantil.

El desabasto llevó a padres y niños con cáncer a realizar modestas protestas en varios momentos de 2019, 2020 y 2021, que molestaron al presidente, al grado de afirmar que detrás de esas protestas estaban las farmacéuticas. También se burló de las pocas personas que se manifestaban.

“Porque era controlar todo el mercado, apoyar a estas 10 grandes corporaciones para que se tuviesen que comprar los medicamentos en México, para mantener esta corrupción en el país”, dijo este lunes, no por primera vez.

Estas declaraciones se dan luego de que el ministro de la Suprema Corte de Justicia, Juan Luis González Alcántara presentó a sus pares un proyecto para invalidar la reforma legal que permite al gobierno hacer compras de medicamentos en el extranjero. Este dato lo dio a conocer Reforma, el domingo 19 de septiembre.

Durante semanas, el secretario de Salud, Jorge Alcocer, ha presentado los supuestos avances en el abasto de miles de claves de productos, gracias, según ha dicho, a diversos acuerdos alcanzados con empresas del extranjero.

Según el presidente, su afán ha sido romper el monopolio que unas cuantas empresas mexicanas tenían para vender al sector Salud y que era vía para diversos actos de corrupción. Sin embargo, desde principios del 2019, su negativa a comprar a esos proveedores y la ineptitud que mostró y sigue mostrando su administración para consolidar las adquisiciones, han provocado desabasto de medicamentos, equipo y material de curación.

Y, en torno al desabasto, el tema que más desgaste mediático trajo al gobierno federal fueron las protestas, denuncias y amparos de padres de niños con cáncer, que exigieron un abasto adecuado, en tiempo y forma, de los medicamentos que requieren sus hijos.

Y, al tiempo que diversos funcionarios se reunieron durante meses con voceros de los padres de familia, para hacer promesas y calmar los ánimos, el presidente los atacó en numerosas ocasiones durante las conferencias mañaneras.

Incluso, el subsecretario de Salud, Hugo López Gatell, dijo el 28 de junio pasado que los padres de niños con cáncer sostenían una “narrativa golpista” en contra del gobierno. Todo, por el mero hecho de exigir medicamentos para sus hijos.

El 30 de junio, la AMANC emitió un comunicado de prensa señalando que “es necesario explicar que el gobierno federal decidió establecer nuevas reglas de producción, distribución y comercialización de medicamentos, a la par de transformar el Seguro Popular en INSABI; estos cambios, con el agravante de la contingencia sanitaria por la pandemia de coronavirus. Ante la falta de una elemental estrategia para reemplazar a tiempo el suministro de fármacos y la añadida escasez de materias primas a nivel mundial, el resultado no puede ser otro que el desabasto de medicinas”.

El nuevo modelo de compras se sustenta en una reforma legal realizada por el actual gobierno, consistente en una nueva redacción del párrafo primero de la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público, que permite la compra de insumos por medio de la Organización de las Naciones Unidas, entre otras medidas.

El presidente, además de denostar a padres de niños con cáncer, también la emprendió contra medios de comunicación, que según él, aplaudían estos actos de corrupción porque recibían “moche de todas estas transas”. Como siempre que acusa, no mostró pruebas de sus dichos.

A casi 36 meses de gobierno, dijo que “estamos resolviendo el problema del abasto de los medicamentos, se hizo un acuerdo con la ONU, ya se compraron todos los medicamentos y estamos distribuyéndolos para que no falten”.

Cabe recordar que esta promesa la viene haciendo desde principios de 2019.

“Ya estamos rompiendo ese monopolio y yo espero que pronto no falten todos los medicamentos. Ya tenemos todos los medicamentos, se compraron en Corea, en la India, se compraron en Argentina, medicamentos para atender a niños con cáncer y ya se tienen”.

*ofv

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password