Otra llamada de atención de AMLO a Gertz : en el caso Lozoya “se están tardando”

Cuartoscuro

Al tiempo de señalar públicamente que en el caso Lozoya los responsables de la Fiscalía General de la República “se están tardando”, el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que no hay pacto de impunidad con el exdirector de Pemex y agregó que le “tiene confianza” al fiscal Alejandro Gertz Manero.

En su conferencia de prensa de este 21 de octubre, López Obrador dejó traslucir nuevamente su molestia por la lentitud con la que ha caminado el caso del exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, al que la FGR ha dado trato especial de testigo colaborador a cambio de información para acusar de corrupción a numerosos actores políticos.

No obstante, trató de justificar, de cara a la prensa, el actuar de la FGR, que no lo tiene satisfecho.

“No, no le hace que tarden, pero que se conozca toda la verdad. A veces la justicia tarda, pero llega, entonces yo sí tengo confianza de que aunque estén tardando. No debería de ser así, pero entiendo de que tienen que tomar declaraciones los abogados…  pues imagínense los abogados de legisladores y de gente influyente son muy diestros”.

El lector recordará que Lozoya ha librado la cárcel gracias al pacto con el gobierno de AMLO, pero la información que ha dado a cambio no ha demostrado, a la fecha, suficiente solidez para armar casos judiciales que tengan posibilidades de sostenerse. Un ejemplo claro es el caso contra Ricardo Anaya.

Además, Lozoya se exhibió públicamente en un restaurante de lujo hace varias semanas, lo que provocó la ira del presidente y lo hizo regañar públicamente al fiscal Gertz. Esto, a pesar de que en repetidas ocasiones ha dicho que el fiscal es totalmente autónomo y no recibe órdenes de su parte. El caso Lozoya ha evidenciado que esto no es verdad.

Este jueves, AMLO dijo que “se están tardando sin duda, es evidente, pero le tengo confianza al fiscal Gertz Manero”.

A pregunta de un reportero, dijo que la lentitud no significa que exista un pacto de impunidad.

“Lo que existe es un procedimiento que se aplica en Estados Unidos desde hace tiempo, no se aplicaba en México, más que a jefes de la delincuencia organizada y se empezó a aplicar para delincuentes de cuello blanco que consiste en que haya “testigos protegidos” les llaman en Estados Unidos y aquí se le llama “criterio de oportunidad”, entonces se pueden acoger a eso a cambio de dar información para investigar sobre hechos de corrupción que tiene que ver con crímenes y llegar arriba, esclarecer todo”, justificó.

Agregó que ni este, ni otros asuntos lo trata con el fiscal, ni tampoco con el titular de la Suprema Corte de Justicia, Arturo Zaldívar, “por respeto a nuestras competencias”.

Según él, lo que sí ha tratado es el caso Ayotzinapa.

Pero, aun si el presidente no habla en privado con el fiscal, lo que es seguro que hace es mandarle mensajes durante sus conferencias mañaneras.

El 11 de octubre pasado, luego de que en redes sociales se difundieron fotografías de Lozoya cenando en un restaurante de lujo, AMLO se molestó por la actitud “inmoral” del exfuncionario, confeso de actos de corrupción durante el sexenio pasado.

El presidente dijo que no era correcto que Lozoya se exhibiera cenando lujosamente y en seguida dijo que esperaba que la FGR informara sobre el avance del caso.

El mensaje del presidente fue recibido: a las pocas horas la fiscalía emitió un comunicado de prensa justificando su actuar en el caso y asegurando que el plazo para que Lozoya presente pruebas de la información que ha entregado a la FGR en contra de varios actores políticos vence el 3 de noviembre.

*ofv

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password