Injustas, críticas a Rosario Piedra: AMLO; sin autoridad moral quienes las hacen, asegura

Foto: Cuartoscuro

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, insistió en defender el proceso para renovar la dirigencia de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH); negó cualquier injerencia suya en la designación de Rosario Piedra y sostuvo que fue una decisión del Senado que, según él, es un poder independiente.

El mandatario evadió pronunciarse en torno a las anomalías que se han denunciado sobre la elegibilidad de Piedra Ibarra y el procedimiento en el Senado; acusó que lo que existe en el fondo es una resistencia de los gobiernos neoliberales que, desde su perspectiva, tenían controlada la CNDH y bajo su mando nunca dio resultados. Sin embargo, dijo, están en su derecho a oponerse.

“Lo que hay en el fondo de este asunto es una oposición legítima del PAN y de los que habían manejado durante todo el periodo neoliberal la Comisión de Derechos Humanos con muy malos resultados, porque nunca, nunca, repito, hicieron nada efectivo para castigar a violadores de derechos humanos”, señaló.

El titular del Ejecutivo Federal  arremetió contra la administración de Felipe Calderón en la que, aseveró, la CNDH guardó silencio sobre las masacres que se dieron en aquel sexenio que tuvo el índice más alto de letalidad desde la época revolucionaria.

“En el gobierno de Felipe Calderón, donde son los muertos más que los heridos y que los detenidos, porque había masacres y porque decían los que llevaban a cabo estos operativos desde el gobierno, los altos mandos, decían: ‘Ustedes hagan su trabajo -a los que ejecutaban las órdenes- y nosotros nos encargamos de los derechos humanos’. Pues eso era lo que existía, eso es lo que está hasta documentado, hay hasta denuncias en el extranjero. ¿Y quiénes son ahora los que se quejan en contra de la designación, nombramiento, elección de Rosario Piedra? Ellos”, expresó.

A decir de López Obrador, son injustas las críticas a Rosario Piedra y fustigó a quienes desde la oposición y los medios de comunicación se las han formulado; reprochó que no juzgaran de la misma forma a los otros presidentes de la CNDH.

“Es una mujer admirable, que funda una organización de mujeres para buscar a sus hijos y ahora el conservadurismo no está de acuerdo. Pues claro que respeto su punto de vista. Y tienen derecho a acudir a la OEA y a cualquier organismo internacional, pero se me hace una injusticia, una gran injusticia, independientemente de lo legal. Y los medios, con todo respeto, no todos, hay honrosas excepciones. Lo que les decía yo de Televisa lo repito, la ponen ahí en el banquillo de los acusados, señalarla: ‘Oiga, pero hubo fraude; oiga, pero usted no reúne los requisitos; oiga, pero usted era de Morena’. ¿Cuándo hacían eso antes? ¿Cuándo lo hicieron?”.

Aseveró que muchos de quienes critican a Piedra Ibarra no tienen autoridad moral para hacerlo y los llamó a que se serenen; el titular del Ejecutivo consideró que emitir sus opiniones no implica que haya interferido en su elección o que vaya a inmiscuirse en su gestión, por lo tanto advirtió que seguirá expresando lo que piensa a pesar de lo que digan sus opositores o los medios de comunicación tradicionales.

“Se tienen que tranquilizar, serenar. Y desde luego tienen todo su derecho de manifestarse, pero yo no voy a dejar de estar opinando, a pesar de lo que digan los medios de información convencional. Muchos no tienen autoridad moral, se dedicaron a encubrir violaciones de derechos humanos y ahora están molestos; y todo lo que tiene que ver con nuestro movimiento, cuestionado. Desde luego es un derecho, pero también nosotros tenemos el derecho de ejercer la réplica”, fustigó.

Desestimó las renuncias de integrantes del Consejo Consultivo y señaló que finalmente formaban parte de “lo mismo”, es decir, del andamiaje que los neoliberales crearon para simular que se defendían los derechos humanos cuando en realidad servían al régimen. Dijo no saber si a los consejeros los conocía la gente, pero igualmente el hecho que es que no se hizo nada por combatir la corrupción. Pero según él, hoy ya todo es distinto y es lo que no se acepta.

“A ver, que sepa la gente si hicieron algo. Estaban ahí, son de todos estos organismos que se crearon para simular que se protegían los derechos humanos. Volvemos, el instituto de la transparencia para simular que no se ocultaban las cosas, el instituto anticorrupción para simular que se combatía a la corrupción cuando la corrupción ni siquiera era delito grave. Pues todo eso era parte del régimen de simulación que imperó. Entonces ya no es el mismo tiempo y ellos quisieran que continuara lo mismo. Pues no, ya es una política distinta”, sentenció.

arg

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password