AMLO, el “falso mesías mexicano hambriento de poder”, debe ser detenido: The Economist

The Economist, el semanario inglés, dedica la portada de su más reciente edición a Andrés Manuel López Obrador, mediante una fotocomposición y un titular poderosos, a una semana de las elecciones más grandes en la historia de México. Lo llama “El falso mesías mexicano” y lo presenta rodeado de sus máximos símbolos: Pemex y el Ejército. 

Mediante los elementos gráficos empleados, desde la fotografía de AMLO que se usa, los colores y otros elementos, se alude con claridad al estilo de propaganda preferido por las dictaduras comunistas, como la de Corea del Norte y la vieja dictadura maoísta. 

En el adelanto del reportaje que se pondrá en circulación a partir de este 29 de mayo, The Economist señala, en su sitio web, que “los votantes mexicanos deberán acotar al presidente hambriento de poder”.

“Andrés Manuel López Obrador persigue políticas ruinosas por medios indebidos”.

Dice el cuerpo de la síntesis del reportaje:

“En un mundo plagado de populistas autoritarios, el presidente de México de alguna manera ha escapado de los reflectores. Los liberales condenan furiosamente la erosión de las reglas democráticas con el húngaro Viktor Orban, el hindú Narendra Modi y el brasileño Jair Bolsonaro, pero apenas y han notado a Andrés Manuel López Obrador.

“Esto se debe en parte a que carece de algunos de los vicios de sus colegas populistas: no ridiculiza a la comunidad gay, ofende a los musulmanes o azuza a sus seguidores a incendiar el Amazonas. A su favor, habla fuerte y a menudo a nombre de los que menos tiene y, personalmente, no es corrupto. A pesar de eso, es un peligro para la democracia mexicana.

“El señor López Obrador divide a los mexicanos en dos grupos: “el pueblo”, que para él significan aquellos que lo apoyan, y la élite, a quien denuncia, a menudo con nombre y apellido, como corruptos y traidores, culpables de todos los problemas de México. Dice que está construyendo una democracia más auténtica.

“Es una extraña criatura. Consigue muchos votos, pero no siempre en temas que se resuelven mediante el voto. Por ejemplo, cuando se hicieron objeciones a sus proyectos consentidos: mover un aeropuerto, construir una refinería, cerrar una fábrica, convocó a un referéndum. Eligió a un pequeño electorado que él sabe que estará a su lado y cuando lo hace, declara que el pueblo ha hablado.

“Incluso, ha convocado a una consulta nacional para determinar si procesar judicialmente o no, por corrupción, a cinco de los seis expresidentes de México que siguen vivos. Esto, como truco para recordar a los votantes las penurias de los gobiernos anteriores, resulta ingenioso. Pero es también una burla al Estado de derecho”.

Diversos medios mexicanos ya han destacado que esta portada seguramente generará intensa polémica. Es de esperar que el presidente López Obrador la desestime y, como siempre que la prensa internacional señala las debilidades de su administración, acuse que detrás de ello se encuentra un intento de “los conservadores” de impedir la transformación del país.

 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password