AMLO anuncia que “se tomó la decisión” de vacunar a niños con enfermedades crónicas

El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que “se tomó la decisión” de vacunar contra la COVID-19 a un millón de niños con enfermedades crónicas, esto, luego de que su gobierno fuera duramente criticado por su insensibilidad por afirmar que vacunar a niños era un gasto innecesario.

Lo que no dijo es que en realidad esta determinación obedece a las acusaciones que se le han hecho a su gobierno de ser insensible y no cuidar la vida de los niños.

A una semana y media de que el subsecretario Hugo López Gatell soltara la noticia en una entrevista en La Jornada, el presidente dijo secamente que “ya se tomó la decisión de vacunar a niños con algunas enfermedades”.

En su conferencia mañanera, AMLO confirmó lo que Gatell dijo el 13 de septiembre, más, al contrario de cuando la emprendió contra las farmacéuticas por supuestamente lucrar con las vacunas, el anuncio fue hecho sin más explicaciones sobre los motivos de la decisión.

“Ya se está haciendo como en el caso de madres embarazadas, niños que requieren un tratamiento especial, ya se van a vacunar a más de un millón de niños en el país, niños con discapacidad con algún problema, alguna enfermedad que requieran la vacuna”, dijo.

Así, en los hechos, se doblegó ante la presión ciudadana ejercida mediante redes sociales, medios de comunicación y amparos judiciales.

El 27 de julio pasado, el presidente dio una larga perorata en contra de los laboratorios que desarrollan la vacuna, pues aseguró que se estaba promoviendo el vacunar a los niños para vender más.

Dijo que era un “desperdicio” de recursos y que no había evidencia científica de que los niños necesitaran vacunas, a pesar de que sí existe y que muchos países ya vacunan a los menores de 12 a 17 años.

El 3 de agosto, AMLO dijo que se estaba valorando la posibilidad de vacunar a niños con alguna enfermedad, pero al tiempo, decenas de padres de familia interpusieron amparos para obtener de algún juez una orden para que el gobierno vacunase a sus hijos menores de edad.

Esto provocó la molestia del gobierno, que, por medio de Hugo López Gatell, declaró el 7 de septiembre que por cada niño vacunado gracias a un amparo, se quitaba a una persona que sí necesitaba la vacuna la oportunidad de recibirla.

Estas declaraciones provocaron una indignación ciudadana poca antes vista durante el actual gobierno. Así, el 13 de septiembre Gatell ofreció una entrevista a modo en La Jornada en donde dio el primer aviso.

Pasaron casi diez días para que el presidente confirmara la medida.

Así, este 22 de septiembre, AMLO confirmó la determinación de vacunar a un millón de niños con enfermedades crónicas, pero aún así, no dejó de señalar que su gobierno no iba a ser arrastrado por el “mercantilismo” de comprar vacunas no necesarias y, contradictoriamente, dijo en seguida que había que estar agradecidos con los laboratorios que desarrollan vacunas, ya que salvan vidas.

Posteriormente, Gatell dijo que el martes 28 de septiembre se dará a conocer el plan de vacunación a menores y enunció una falsedad: que en algunos países ya se vacuna a niños, “pero no de manera generalizada”, sino sólo a quienes tienen alguna comorbilidad.

+ofv

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password