Se oficializa desarme de las FARC; buscarán el poder por la vía política

Internacional

Tras 53 años de guerra contra el Estado, las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) oficializaron este martes su desarme, para dar paso a una nueva etapa en la que buscarán convertirse en partido político y acceder al poder a través de la competencia electoral.


La entrega de las armas fue certificada el lunes por la Misión de las Naciones Unidas, organismo internacional que garantiza el control y destrucción de más de 7 mil 132 armas que entregaron igual número de combatientes. Solo faltan aquellas que, de conformidad con la Hoja de Ruta del Acuerdo de Paz, servirán para dar seguridad a los 26 campamentos de las FARC hasta el 1 de agosto de 2017.


En el acto oficial que marca el fin del conflicto armado, el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, manifestó que la entrega de las armas es el punto de partida para la construcción de una paz justa y duradera, no obstante, reconoció que aún  hay elementos del acuerdo de paz que faltan por cumplirse.


En su mensaje, el mandatario reconoció diferencias con el proyecto político que plantean las FARC, sin embargo, precisó que defenderá “con toda determinación y contundencia su derecho expresar sus ideas dentro de un régimen democrático”.


Por su parte, el líder guerrillero Rodrigo Londoño, mejor conocido como Timochenko, confirmó que la guerrilla entra a partir de este momento en una nueva fase de legalidad, aunque ello no implica su desaparición como movimiento político. Hizo un llamado al gobierno colombiano para instrumentar las reformas constitucionales para concretar una ley de indulto.


"Este día no termina la existencia de las FARC, seguiremos existiendo como un movimiento de carácter legal y democrático que desarrollará su accionar ideológico, político, organizativo y propagandístico por vías exclusivamente legales, sin armas y pacíficamente", aseguró.


En tanto, el jefe de la Misión de la ONU en Colombia, Jean Arnault, atestiguó que la guerrilla de las FARC cumplió con su compromiso de dejar las armas como parte del acuerdo de paz firmado en noviembre pasado.


Las armas de las FARC serán destruidas el próximo 1 de septiembre y serán fundidas para elaborar tres monumentos que serán colocados en la sede de la ONU en Nueva York, Cuba y Colombia.


(Con información de Notimex, AP y EFE)


arg


 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password