Recomendamos también: “De aquí a 10 años, el hidrógeno sustituirá a todos los combustibles contaminantes”

“Estamos frente a un peligro urgente muy  grave y todos debemos actuar cuanto antes.” Estas son las palabras del secretario de Estado de Energía del Ministerio español José Domínguez Abascal que han clausurado la conferencia sobre la transición energética en el teatro del Instituto Francés de Madrid este martes. El vector propuesto por los ponentes, que eran todos hombres, es el hidrógeno (H2) para combatir el cambio climático y recortar las crecientes emisiones de CO2 que la ONU ha denunciado este miercóles. Victorien Errusard, capitán francés y fundador del primer barco que se propulsa con hidrógeno que él mismo genera gracias al agua del mar, al sol y al viento, ha contado su experiencia durante el principio de una vuelta al mundo a bordo de su creación, el Energy Observer que, según lo presenta, es un mundo ideal, pero posible, que no daña el planeta.

Erussard tenía ocho años cuando se enamoró del mar. Empezó a navegar con sus padres en un barco de madera por las aguas del Mediterráneo. “Cuando era un niño hacía esgrima, pero al tener asma, mis padres me metieron a clase de vela. Ahí sí que respiraba”, cuenta con curiosa timidez y una sonrisa. El experto francés ha consagrado los 40 años de su vida a carreras de catamarán y transportes marítimos de mercancía. “Constaté ahí la cantidad monstruosa de emisiones nocivas que dañan el aire que respiramos y la naturaleza”, explica mientras hace desfilar imágenes de enormes buques de carga.

Pero un acontecimiento cambió su vida. Un día, en medio del océano entre la isla de Cabo Verde y Salvador de Bahía (Brasil), su barco sufrió un apagón. El aparato se quedó sin combustible donde la única fuente que le quedaba era el agua. “Perdido en la nada, entendí que nuestros medios de transporte no eran suficientemente inteligentes”, resalta con una sonrisa remangando su camisa blanca, “entonces quise crear un navío independiente”. Y de ahí, nació el Energy Observer, un laboratorio flotante 100% sostenible.

Para mostrar el proyecto y probar su eficiencia, Erussard y su equipo iniciaron en junio 2017 una vuelta al mundo llamada la Odisea del futuro a bordo del famoso barco idílico. Hasta ahora, el navío ha demostrado sus virtudes tanto navegando en aguas heladas como al caer la noche sin una pizca de viento. Errusard se ha parado en las costas españolas tras recorrer 24 países y 45 puertos donde dejaron huella antes de atravesar el Atlántico. “En todos los sitios donde hemos mostrado nuestra tecnología han nacido nuevos proyectos e iniciativas. En Amberes (Bélgica) se está creando la primera hidrogenera“, contesta el capitán con los ojos brillantes. “Yo creo que de aquí a 10 años, el hidrógeno limpio sustituirá a todos los combustibles contaminantes”, añade con seguridad. Por ahora, tan solo un 17,5% de la energía que se usa es renovable según las estadísticas europeas y el objetivo de un 20% en 2020 no se ha cumplido.

Más información: http://bit.ly/2lY3lV9

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password