Recomendamos: Phelps en Munich’72 con Hitler: el lío de este locutor venezolano

Foto: AFP

Esta disparatada narración olímpica tiene ocho años, pero se ha recuperado en redes sociales después de que la compartiera este tuit que suma unos cuatro mil retuits en apenas cinco horas.

El reportero de la Televisora Venezolana Social (TVes) dice: “Se puede firmar una historia: jamás en unos Juegos Olímpicos, ningún mortal, ningún ser viviente, ha podido colgarse la cifra de ocho medallas doradas. Únicamente lo logró Michael Phelps en los Olímpicos de Munich, en el año 1972, allá en la Alemania de Hitler, donde ni siquiera él mismo quiso darle las medallas”.

En realidad, quien se hizo con ese récord en 1972 fue Mark Spitz, y eran siete medallas, no ocho. Hasta aquí, todo podría ser un lapsus. Pero además de eso, en 1972 Hitler llevaba 27 años muerto y faltaban 13 para que Phelps naciera. Por otro lado, la historia de Hitler y las medallas se refiere al atleta negro Jesse Owens, que ganó cuatro oros en los Juegos de Berlín en 1936. Para más inri, se trata de una anécdota parcialmente falsa: en realidad, Hitler comenzó los Juegos saludando solo a los medallistas alemanes y cuando el comité olímpico le dijo que debería saludar o a todos o a ninguno, el dictador prefirió no saludar a nadie. Es decir, Owens no fue una excepción.

Eso sí, esta retransmisión no es de Río, sino de Pekín 2008. Aunque esta misma cadena también ha vivido su momento de gloria involuntaria en la inauguración de estos Juegos: durante la retransmisión el discurso del presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, el locutor tradujo “we are living in a world where selfishness is gaining ground” (vivimos en un mundo en el que el egoísmo gana terreno) por “vivimos en un mundo en el que los selfis están por todos lados”.

Ver más en El País

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password