Recomendamos: Ejecuciones sumarias y restricciones a mujeres: el informe de la ONU sobre los primeros días del Talibán

Foto: Reuters

Naciones Unidas sigue recibiendo reportes sobre hechos preocupantes que ocurren en Afganistán más de una semana después de la toma del poder por parte de los talibanes.

“Hemos recibido informes creíbles de graves violaciones del derecho internacional humanitario, y de abusos de los derechos humanos, que tienen lugar en muchas zonas bajo el control efectivo de los talibanes”, dijo este martes la alta comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

En un informe leído ante el Consejo de Derechos Humanos (CDH) de la ONU en Ginebra, Bachelet indicó que su oficina tiene conocimiento de hechos que van desde “ejecuciones sumarias” a “restricciones a los derechos de las mujeres”, “reclutamiento de niños soldados” y “represión de las protestas pacíficas y de la expresión de la disidencia”.

Aunque no entró en pormenores, la comisionada señaló que las ejecuciones han tenido como objetivo a civiles y miembros fuera de combate de las fuerzas de seguridad afganas y que a las mujeres se les ha limitado su derecho a circular libremente y a las niñas, el de asistir a la escuela.

En ese sentido, Bachelet consideró que el trato de los talibanes a las mujeres y niñas es “una línea roja fundamental”.

La expresidenta de Chile también señaló que existen “graves temores” por los periodistas, minorías y “la nueva generación de líderes de la sociedad civil que han surgido en los últimos años”.

“Las diversas minorías étnicas y religiosas de Afganistán también corren el riesgo de sufrir violencia y represión, teniendo en cuenta los patrones anteriores de graves violaciones bajo el gobierno talibán y los informes de asesinatos y ataques selectivos de los últimos meses”, dijo.

No obstante, el CDH rechazó la petición de activistas afganos y de otros países de crear una comisión internacional que vigile y preserve pruebas de la actuación de los talibanes y se limitó a aprobar por consenso una resolución para recabar información sobre la situación en Afganistán.

“Con los derechos humanos fundamentales en juego, mi oficina trabajará urgentemente para restablecer los mecanismos de vigilancia de las violaciones de los derechos humanos”, señaló Bachelet.

En una conferencia de prensa posterior, el portavoz talibán Zabihullah Mujahid negó que sus fuerzas estén tomando represalias.

“Hemos olvidado todo en el pasado”, dijo, repitiendo el mensaje de una supuesta “amnistía” que anunciaron tras su primera conferencia de prensa la semana pasada.

Derechos limitados

No obstante, Mujahid indicó que las mujeres trabajadoras en Afganistán no deberán salir a la calle hasta que se establezcan los “sistemas adecuados” para “garantizar su seguridad”, aunque precisó que se trataría de un “procedimiento muy temporal”.

“Hasta que tengamos seguridad total les pedimos a las mujeres que se queden en casa”, dijo.

Los talibanes, que hicieron cumplir una versión estricta de la ley islámica en la que los derechos de las mujeres fueron masivamente reprimidos cuando gobernaron Afganistán antes de 2001, recuperaron el control total del país el pasado 15 de agosto.

Ver más en BBC

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password