miércoles 26 de noviembre del 2014 / 01:19 Hrs.

Radios comunitarias sudafricanas se apoyan en las redes sociales

10 de febrero, 2012
etcétera

Las redes sociales son una herramienta que ha contribuido a crear nuevas oportunidades para las radios comunitarias en Sudáfrica, ya que les permiten interactuar con la audiencia de manera gratuita, dice una información de Inter Press Service.

Por ejemplo, Radio Bush, en Ciudad del Cabo, estuvo amenazada por sus problemas económicos y luego de difundir sus problemas en redes sociales como Twitter y Facebook hubo expresiones de solidaridad: "Difundí un mensaje sobre la situación de la radio que llegó a las autoridades. Como lo tuvieron frente a sus ojos todo el tiempo, aparecieron ofrecimientos de ayuda", dijo Adrian Louw, de Radio Bush, la más antigua de su tipo en África.

Radio Bush cuenta con alrededor de 260 mi radio-escuchas, sobre todo en la zona pobre de la planicie de Ciudad del Cabo, un espacio en donde se confinó a la población negra durante el apartheid.

Esta emisora desempeñó un papel importante en la lucha contra el apartheid en Sudáfrica, el régimen en el que una población minorítariamente blanca segregaba a la población mayoritariamente negra y que rigió desde 1948 hasta comienzos de los años 90. En esa época la estación transmitía de manera ilegal, pues las solicitudes de licencia le fueron denegadas. Con el fin del apartheid la estación consiguió el permiso en 1994 y la programación se ajustó a los nuevos tiempos.

De acuerdo con Louw, mediante Facebook, Twitter, YouTube y un blog, se ha logrado mantener una fuerte presencia en la comunidad: "Las redes sociales fueron importantes para nosotros porque nos permitieron hacer cosas sin necesidad de incorporar a un diseñador que conozca nuestros protocolos de Internet".

La programación de Radio Bush trata temas interesantes para su audiencia: VIH/sida, drogas, pobreza y delincuencia, y tratar estos temas a través de las redes sociales tiene varias ventajas: "Lo bueno es que realmente ayudan a los medios comunitarios aumentando la audiencia y haciéndola sentir dueña porque pueden comunicarse rápidamente con nosotros", explicó Louw.

Radio Bush también capacitó a jóvenes en las funciones radiales y mediante las redes sociales han podido difundir mensajes con rapidez con este fin. "Por ejemplo, estuvimos buscando voluntarios y, en tres días, recibimos más de 60 solicitudes".

Además, las redes sociales complementan las debilidades de la radio, como su inmediatez y su naturaleza fugaz, ya que los mensajes difundidos tienen presencia más duradera en Internet. En conclusión, dijo Louw: "Creemos seriamente que la tecnología puede servir para mejorar la vida de la gente".

 

Otro caso es el de Radio Zibonele, ubicada en el mayor distrito segregado de Sudáfrica, Khayelitsha, que tiene muchas cosas en común con Radio Bush, y cuya audiencia creció meteóricamente desde sus inicios en 1993 en un camión portacontenedores.
 
La radio cuenta con unos 220 mil oyentes, y para ella las redes sociales también significaron una herramienta para su desarrollo. Además, como la mayoría de las emisoras comunitarias, Radio Zibonele interactúa con su audiencia a través de programas realizados en lugares públicos y de otras actividades que cuentan con patrocinios especiales, sin embargo en los últimos tiempos, los menguantes recursos han sido un obstáculo para la comunicación con su audiencia.
 
En contraparte, las redes sociales han ayudado a llenar el vacío y a facilitar la conexión con la comunidad, dijo Ntebaleng Shete, responsable de programación de la emisora que transmite principalmente en la lengua local isixhosa. Su programa más importante, que trata sobre varios problemas sociales, tiene una gran audiencia en sus dos horas de duración. 
 
El aumento de los teléfonos celulares con conexión a Internet también contribuyó a multiplicar los oyentes que también se conectan a redes sociales. De acuerdo con las últimas cifras del portal Cellular Online, Sudáfrica cuenta con cerca de 20 millones de usuarios que siguen aumentando. "Creo que el público aumenta con la tecnología, mucha gente quiere tener Facebook y Twitter", indicó Shete. 
 
Por su parte Chris Kabwato, director de Highway Africa, un programa panafricano de la Universidad de Rhodes dedicado a investigación, medios y tecnologías digitales, comentó que a los medios comunitarios les queda mucho camino por recorrer en la utilización de redes sociales: "Existen los eternos problemas de conexión a Internet y la falta general de conocimiento técnico sobre el uso de nuevos medios de comunicación en teléfonos móviles, así como de aplicaciones sociales en Internet", dijo Kabwato, refiriéndose a los factores que dificultan la generalización del uso de los medios sociales. 
 
Sin embargo, Kabwato cree que existen muchas oportunidades para crear más programas interactivos y obtener ingresos con esos mismos medios sociales.

(Con información de ipsnoticias.net)

Hay 0 comentarios en este artículo
Sé el primero en agregar un comentario



Nombre:


E-mail:
Ciudad:
País:
Comentarios:
Código:
Ingrese los números que ve a continuación
Leí y acepto los términos del reglamento de participación